Es una realidad que las flores para boda llenan de encanto cualquier espacio y no pueden faltar en una celebración nupcial, ya sea como protagonistas en el pasillo ceremonial o como elementos decorativos de los centros de mesa para boda. También juegan un papel importante en el look de las prometidas, ya que la elección de las flores, el tipo y color del ramo de novia hablará mucho de su estilo y personalidad. Si aún no encuentras el ideal para ti, revisa esta selección con románticas propuestas porque seguro te enamorarás de más de uno. 

Si sueñas con una boda en la que no puede faltar un vestido de novia corte princesa, un elegante traje de novio y una decoración que parezca sacada de un cuento de hadas, no te puedes perder estos 30 ramos de novia llenos de romanticismo. Toma nota de todos los consejos para elegir el ideal para tu día B. 

Las flores más románticas

Es verdad que todas las flores son hermosas, pero hay algunas con las que suspirar es casi obligatorio. Desde las clásicas rosas y las elegantes peonías hasta las especies silvestres que sin duda son inspiradoras. Lo mejor es que hay para todos los presupuestos y estilos, así que es importante que también consideres el precio y las variedades florales disponibles en la estación del año en la que dirás "sí, acepto" para tomar una decisión. Estas son algunas especies que darán ese toque de romanticismo que deseas en tu look de novia. 

Rosas

Las rosas son el símbolo más clásico del romance. No es por nada que los enamorados que dedican pensamientos de amor para su novia, los suelan acompañar con un ramo de rosas. 

El color rojo representa la pasión e imprime un tono dramático en el bouquet si solo se usa esta especie; el blanco puede definir un look elegante, minimalista y clásico; y el rosa un estilo vintage o bohemio. Al combinarlas entre sí surgen creaciones sorprendentes y muy románticas, en especial si se eligen tonos suaves y se combinan con diferentes tipos de follaje.

Peonías

Una de las especies que despierta pensamientos de amor cortos con tan solo ver su composición son las peonías. Similares a las rosas pero más voluminosas y redondas, esta especie es ideal para acentuar un look romántico.

Blancas con hojas de eucalipto quedan perfectas para una novia clásica. Si eres extrovertida te irá bien un ramo con peonías naranjas, aunque si tu estilo es más bohemio, combínalas con suculentas. Eso sí, consideren que esta flor tiene un costo más elevado.  

Especies silvestres

Las flores silvestres son hermosas y coloridas, por lo que serán una excelente elección para crear un romántico ramo de novia natural. Algunas especies que lo llenaran de encanto son la lavanda, hierba de la Pampa y trigo, así como también los girasoles, las hortensias y las campanillas. Ideales para celebraciones de estilo boho o campestres.

Flores secas

Las flores secas siempre evocan al romanticismo. Su estado deshidratado es atrayente y nostálgico, por lo que si tu estilo es bohemio y tu personalidad es etérea, mística y soñadora, seguro un ramo con este tipo de flores es el complemento perfecto para ti.

Por lo general, las especies que se usan para este tipo de arreglo son margaritas, dalias, tulipanes, claveles y gerberas, así como tallos y follaje de amaranto, campanillas de Irlanda, helecho, avena, mejorana, lavanda y sorgo. ¡Lo mejor es que conservan parte de su olor!

Los colores más inspiradores

Las tonalidades pastel inspiran puro romanticismo, por lo que si buscas un look de este estilo no pueden faltar en tu ramo de novia. Ya sea que elijas tonos rosados por la delicadeza y ternura que imprimen o una combinación de colores azules, duraznos y lilas muy suaves que otorguen ese aire romántico que deseas. 

Las prometidas que quieren impactar con su vestido de novia corte sirena y eligen estilismos all white pueden optar por un ramo de rosas de colores blanco y rosa palo. Si prefieres darle intensidad a tu look, elige tonos magentas, naranjas, verdes o azules. ¡Tu ramo no pasará desapercbido!

Estilo y tamaño

La simetría y tamaño del ramo van en función del diseño del vestido y la complexión de la novia, además de que puede adecuarse al estilo del evento. Ya sea que prefieras un clásico bouquet, un ramo tipo nosegay, posay o uno asimétrico, además de las flores cuida los detalles de pedrería, follaje, moños o listones de su decoración. 

¿Qué ramo te arrebató suspiros? Ahora que ya tienes claro tu look es momento de pensar en incluir ese aire romántico en todos los demás elementos de la celebración. ¿Se imaginan el diseño de las invitaciones de boda con los mismos tonos suaves y la decoración del pastel de boda con hermosas flores? Todo lucirá realmente encantador y será inevitable que el romanticismo se respire en el ambiente.