Fotógrafa Brenda Ruiz

El amor es internacional: no conoce fronteras ni distancias que le impidan inspirar los más bellos pensamientos de amor. Eso es, justamente, lo que significa y celebra una boda. Desde el anillo de compromiso hasta la canción del primer baile de novios, las bodas están llena de símbolos. Tanto en la ceremonia religiosa como en la civil se concreta un significado: la unión de dos personas que se aman. Si su boda será en el extranjero, celébrenla plenamente: ¡hagan la lista con los documentos que necesitan, empaquen el vestido de novia y el traje y a vivir esta gran aventura!

Primero, un poco de información general

Casarse es un derecho universal, por lo que pueden hacerlo en cualquier parte del mundo. Sin embargo, si quieren registrarlo oficialmente en algún país deben tomar en cuenta los requisitos locales. Y asuman que hacerlo oficial no implica que en automático van a tener permiso para residir en ese país una vez concluya su estancia como turista. En algunos países se exigen requisitos como pruebas de sangre o certificados de antecedentes penales. Así que revisen mucho más que el pasaporte. Con el mayor tiempo de antelación posible debes asegurarte de que está activo y de que tiene la información correcta.

Gwenndy Sánchez Photography

Algunos documentos imprescindibles para llevar a cabo su boda en cualquier parte del mundo son: actas de nacimiento, certificados de soltería, identificaciones nacionales como la credencial del INE, el pasaporte o la licencia de manejo y, con mucha frecuencia, una declaración del régimen patrimonial elegido (mancomunado o separado). Llévenlos a apostillar y protejan lo mejor posible estos documentos y cuídenlos como si se tratara de sus invitaciones para boda civil, es decir, con toda tu alma.

Ya que en algunos países es necesario esperar un poco antes de casarse o de recibir el certificado de matrimonio, pueden aprovechar para disfrutar allí mismo de su luna de miel. Para su banquete familiar, consideren incorporar símbolos del lugar en el que se casaron a modo de recuerdos para boda originales y transmitan este espíritu hasta en los muñecos de pastel de boda. Pero en el caso de que para casarse afuera solo vayan a viajar ustedes dos (y un videógrafo de bodas), una gran sorpresa para la fiesta que organicen a su llegada será proyectar el video de su boda elopement.

Cada país tiene requerimientos específicos para celebrar matrimonios civiles. En los países que así lo soliciten, necesitarán una traducción de sus documentos que sea realizada o aprobada por las respectivas autoridades. Aunque aquí les traemos una magnífica guía para que sepan por dónde empezar, recuerden que la información de las fuentes oficiales es invaluable e insustituible.

Turista vs. residente

Gwenndy Sánchez Photography

También es sumamente importante que tomen en cuenta que una cosa será casarse como turistas en lo que sería una boda destino y otra bien distinta será casarse en pro de la unidad familiar con un extranjero. Si este segundo es su caso y van a viajar a otro país para contraer nupcias con su pareja, nativa o residente legal en ese lugar, el papeleo aumenta, especialmente si añadido a este matrimonio solicitarán el permiso de residencia para el miembro de la pareja mexicano. Como el marco legal internacional es dinámico por definición, revisen de primera mano la información oficial del país que les concierne.

Consulten la información actualizada en las páginas de internet de consulados, embajadas y organismos gubernamentales. Asimismo, en algunos países es un requisito que se comuniquen por vía telefónica tiempo antes de la boda para reservar una fecha en el registro civil. También puedes solicitar información en las oficinas de turismo de cada país. Ahora sí, ¡aquí algunos de los destinos más recurrentes para bodas en el extranjero!

Casarse en Estados Unidos

Eduardo Rivera Photography

En Estados Unidos, los requisitos para casarse varían en cada estado y en cada condado. Además de los documentos principales, en la mayoría de los estados los contrayentes deben ser mayores de edad, presentar su pasaporte y una licencia para contraer matrimonio. No es necesario ser residente para casarse en Estados Unidos, pero en algunos lugares se solicita un examen sanguíneo en el que conste la buena salud de los novios.

¿Y los plazos? En California, la licencia para casarse expira después de 90 días, mientras que en Colorado dura vigente solo 35 días. En Texas, se debe esperar 72 horas por el certificado de matrimonio. En Illinois, la licencia dura 60 días y se debe esperar 24 horas por el certificado, igual que en Nueva York, aunque aquí la licencia tarda 180 días en expirar. En ninguno de estos estados se solicita examen de sangre. El precio de la licencia de matrimonio oscila entre 30 y 55 dólares.

En Las Vegas, Nevada, uno de los lugares más pintorescos para casarse, por todas las películas que se han filmado sobre ello, no es necesario cumplir con ningún tiempo de espera. En sus capillas y hoteles se celebran desde ceremonias religiosas hasta bodas civiles exprés. Hay oficiantes que pueden hacer ambas cosas. Ni en Nevada ni en Florida es necesario contar con la presencia de testigos, mientras que en otros estados esto depende de la locación de la boda. Al costo de la licencia tendrán añadir otros 30 dólares si quieren que su certificado de boda sea válido en otros países (y seguramente querrán).

Casarse en Canadá

Om Wedding Storytelling

Si quieres lucir tu vestido de novia con manga, ningún clima mejor que el de Canadá. Pueden casarse en la embajada mexicana, presentando una prueba de nacionalidad mexicana, la solicitud de matrimonio, la presencia y firmas de dos testigos mayores de edad y la elección del régimen matrimonial. También deberán presentar un examen médico en el que se compruebe que los contrayentes no padecen ciertas enfermedades. Por último, deberán pagar los derechos de la boda.

Casarse en Latinoamérica

Disegramas

Latinoamérica, consolidándose como uno de los destinos turísticos más románticos para casarse, ofrece muchas facilidades para organizar bodas en distintos países. La gran diversidad de paisajes del centro y el sur del continente no solo es seductora para entregarse el anillo de compromiso; también para contraer nupcias. Lo mejor de todo es que en algunos lugares, todos los documentos necesarios están disponibles online. ¿Te imaginas un viaje al sur con tu vestido de novia corto y de la mano de tu amor? Antes de partir, tomen en cuenta que en América Latina es muy común que se solicite la comprobación de soltería, entre otros documentos especiales. Por nombrar algunos países:

  1. Si van a casarse en Puerto Rico, necesitan presentar en la Oficina del Registro Demográfico un certificado médico, datos de su residencia para constatar que solo acuden a Puerto Rico para casarse y sus documentos generales. La licencia para casarse tarda dos días en tramitarse y el certificado de matrimonio estará listo en cuestión de 10 días más.
  2. En Brasil deberán traducir sus documentos al portugués y entregar una copia autenticada del Registro Nacional de Extranjeros, así como un certificado de antecedentes penales y la copia de sus pasaportes. 
  3. En Colombia, aparte de la documentación ordinaria, solo se requiere la presencia de dos testigos.
  4. En Chile y Venezuela necesitarán una visa de turismo. En Chile se pide, además, una tarjeta de turismo, la presencia de dos testigos y la separación de bienes; en Venezuela es necesario el comprobante de estado civil.
  5. En Costa Rica se requiere un edicto de matrimonio solicitado de 15 a 22 días antes de la celebración del matrimonio. En este país, necesitarán aportar también los datos de sus padres, así como la presencia de dos testigos. 
  6. En Argentina, deben enviar una solicitud al consulado con suficiente anticipación, para apartar un turno para su boda.
  7. En Perú, necesitarán un certificado médico y realizar el pago de los derechos, además de que toda su documentación deberá estar legalizada de acuerdo a las normativas locales.
  8. En Jamaica, es posible casarse 24 horas después de haber llegado, siempre que se haya solicitado el certificado con antelación al Ministerio de Justicia Jamaicano. Su documentación deberá traducirse a inglés por un traductor jurado y certificarse por el consulado jamaicano en México. Las licencias de boda tienen una validez de tres meses, con un precio de 50 dólares.

Casarse en Europa

Alberto Lama Photography

Cultura, modernidad y glamur: ¿quién no ha soñado con tener una boda romántica en Europa? Sal del registro luciendo un vestido elegante de noche y celebren en alguno de los monumentos históricos más famosos del planeta.

  1. En España necesitarán que al menos uno de los dos contrayentes tenga nacionalidad española o residencia en dicho país, pues les solicitarán un certificado de empadronamiento. Este documento es un comprobante de domicilio que únicamente expiden los ayuntamientos a quienes residen de manera estable. El resto de documentación deberá estar apostillada, además de que deben mandar sus documentos dos meses antes al municipio que elijan, pues cada uno tiene sus propias especificaciones.
  2. Los mexicanos que quieren cumplir el sueño de casarse en Francia pueden hacerlo en la Sección Consular de la Embajada de México. Solo necesitan una solicitud de matrimonio, identificaciones y acreditación de su nacionalidad. Deberán pagar los derechos consulares y presentar un certificado médico. 
  3. En Reino Unido se necesita un visado de visitante y una semana de residencia, después de la cual podrás hacer cita en el Registro Civil para casarte después de otros 28 días, mínimo. En Londres, además, es necesario preparar un aviso de intención de contraer matrimonio (notice of marriage); su precio es de 35 libras, aproximadamente, y también es preciso pagar tarifas por la ceremonia o por la reservación en la oficina de registro.
  4. En Italia, debe agendarse una cita en el consulado para presentar la solicitud de matrimonio. Se debe pagar el derecho matrimonial, ser mayor de edad, presentar un certificado de antecedentes penales y tener en regla el pasaporte. Este comprobante de antecedentes también se pide en Alemania, donde también se requiere una visa para matrimonio, un documento de capacidad matrimonial para extranjeros y un seguro médico.

Después de la boda

Eduardo Dávalos Fotografía

Una vez hayan materializado su unión, es probable que deban hacer trámites extra para legitimar su unión en el país de residencia. Deberán llevar una copia del certificado de boda al Registro Civil mexicano o bien, inscribirlo en el Registro Civil Consular más cercano a la locación de su boda. Además, para que su matrimonio sea válido en prácticamemte todo el mundo, necesitarán apostillar el certificado de boda. La apostilla es una certificación internacional de los documentos públicos expedidos por las autoridades de los países adheridos a la Convención de La Haya.

Generalmente, deben apostillar los documentos en el país en el que hayan sido expedidos. Las autoridades consulares deben avalar la validez de tus documentos. Es muy importante que conserven con cuidado el certificado de matrimonio original, aunque en algunos países pueden solicitar una copia por medio de internet. En el caso de que el país donde se casen no tenga el español como idioma oficial, también necesitarán que un perito autorizado por el Estado mexicano traduzca su acta de matrimonio. 

Para bodas por la Iglesia en el extranjero

Misteró Weddings and Lifestyle

Si cada país tiene condiciones especiales, también cada institución religiosa o espiritual hace solicitudes distintas. Para bodas religiosas, suele solicitarse que el trámite civil esté iniciado o, en algunos casos, concretado. También se pide una cédula de identidad, el certificado de bautizo y el pago por la ceremonia. En algunos casos debe llevarse a cabo un curso o charla prematrimonial.

Una vez resuelta la parte menos divertida de casarse (los trámites), no pasen por alto los detalles. Preparen con anticipación los detalles como el vestido de novia para boda civil, el traje del novio, el ramo de novia, los zapatos y el peinado para boda. En cuanto estén listos para zarpar, ¡capturen cada momento con fotos y súbanlas a su web de boda!