Alejandro García Photography

De igual manera que la búsqueda del vestido de novia, elegir las damas de honor es muy difícil. Claramente, ellas serán quienes, además de asistirte en lo que necesites el día de la boda, te ayudarán a hacer amena la organización. Dependiendo de las “misiones” que les encargues, podrán ser un gran apoyo para la distribución de las invitaciones de boda o cuando existan dudas sobre la elección de las flores para boda que embellecerán el lugar.

Aunque no lo creas, las damas son piezas importantes en la boda, no solamente porque visualmente se ven bien junto a los best men y en conjunto rodean a los novios, sino porque ellas serán las encargadas de brindarte apoyo físico y emocional tanto antes como durante la boda. Piensa en aquellas chicas que sabes que te conocen a la perfección y que sin duda, estarán contigo o sin ti al pie de la letra con la planificación. Para asegurar quiénes harán el equipo perfecto, toma en cuenta estos consejos para elegir los perfiles necesarios.

1. ¿Cuánto tiempo llevan de conocerse?

Pammy Prado Fotografía

Conoce bien antes de seleccionar. ¡Imaginémos! acabas de conocer a un chico hace una semana y al día siguiente te propone matrimonio con un anillo de compromiso Cartier. Por supuesto que no le das el sí sin antes conocerlo, pasar más tiempo con él y una lista larga de cosas que deben realizar para conocerse y estar segura de aceptar la propuesta. Entonces, esa misma situación aplícala con la selección de tus damas. El tiempo será gran guía, nadie mejor que tú sabrá quién es responsable, confiable, leal y quién te ha demostrado que siempre está contigo en las buenas y en las malas. De esta manera, no tendrás dudas ni inseguridades de las personas que te ayudarán entorno a la boda.

2. Organizadas y responsables

¿Flojera y desorden? ¡para nada! solo imagina encargarle tus invitaciones de boda elegantes a una persona que se caracteriza por eso ¡de terror! Asegúrate de que las chicas de honor cubran ciertas características como responsabilidad, iniciativa, apoyo incondicional y creatividad. La idea es que en vez de darte más trabajo, te auxilien en cómo hacer centros de mesa para boda, te dediquen su tiempo libre acompañándote a las últimas pruebas del vestido de novia corte princesa y estés segura de que ellas son de confianza para que las tareas que les distribuyas sean realizadas con éxito.

3. Cerca de ti… casi vecinas

Grupo JVR

No solo tienen que ser cercanas de corazón para que te brinden apoyo emocional, sino que también es conveniente que realmente estén cerca de ti físicamente. Es decir, que vivan a distancias cortas de tu hogar o del lugar de celebración de la boda.

Supongamos que eliges a una de tus tantas primas, pero vive en otro estado. No podrás contar con su ayuda, por ejemplo, para checar la demostración final de la decoración del pastel de bodas. Y puede que eso mismo llegue a frustrarla un poco. En cambio, si tendrán una boda destino y esta misma prima vive cerca de ese lugar, su aportación será sumamente valiosa.

4. Incondicionales, en cualquier situación

Nadie sabrá más que tú quienes, durante la soltería, fueron un gran soporte en todo momento de tristeza o derrota. Y así como jamás te defraudaron, compartieron contigo los mejores momentos con los que se fortaleció su relación. Sabes con quiénes cuentas y con quiénes no, quiénes son aquellas que ante una situación negativa o positiva estuvieron contigo de manera física o emocional. ¡Y quiénes sabrán convertir tu mal humor en una sonrisa!

5. ¿Se relacionan bien entre ellas?

Zoom Foto y Video

Para que un equipo funcione bien, es necesario que existan buenas relaciones entre todas para que todo fluya mejor y existan menos errores. La importancia que las damas se lleven muy bien entre sí, te hará sentirte mejor, estable y confiada, sabiendo que estando juntas el ambiente que será alegre y armónico.

El hecho de que todas tengan una conexión positiva, hará más sencilla la búsqueda de los vestidos elegantes para fiesta que llevarán ese día, de esta manera, todas saldrán beneficiadas y contentas.

6. Pregunta antes de asegurar

Por último, una vez que tu lista se vaya reduciendo y tengas las personas ideales; manifiéstales lo importantes que son para ti y porque las haz seleccionado, sobre todo, pregúntale a cada una si desea ser dama de honor. Asegúrate que por compromiso no lo hagan, sino por gusto y por querer disfrutar junto a ti el desarrollo de la boda.

En definitiva, estos puntos aplican tanto para familiares como amistades, lo ideal es que tú estés segura de tus elecciones y que sepas que ellas estarán ahí al pendiente de cada detalle que se te pueda ir en torno a los centros de mesa para boda o en caso que por las prisas y nervios se te olvide el ramo de novia. ¡Piensa bien y seguro tendrás resultados efectivos sabiendo que… ellas están ahí para ti y por ti!