Buscar el vestido de novia perfecto puede ser un reto o una aventura, pero encontrarlo es siempre una gran emoción. Si tuviste que aplazar tu boda por la pandemia y temes no poder lucirlo como soñaste, estas ideas pueden hacerte sentir mejor. No importa si se trata de un espectacular vestido de novia corte sirena o de un modelo imperio, tu vestido levantará suspiros cuando camines con tu ramo de novia hacia el altar o cuando lo luzcas en la pista de baile.

La contingencia sanitaria por la COVID-19 obligó a muchas parejas a posponer sus celebraciones de boda para resguardar su salud y la de sus invitados. La preocupación de muchas novias y novios es cómo ajustar sus estilismos para otras estaciones del año: el clima y la luz serán distintos, y algunos cortes y detalles son apropiados para estaciones específicas.

¡No se desanimen! Sus outfits nupciales lucirán espectaculares en cualquier temporada. Después de ver estos tips, las novias estarán llenas de ideas para convertir una crisis en una oportunidad, ¡tomen nota!

1. Busca asesoría especializada

Muchas firmas de vestidos de novia están ofreciendo asesoría de especialistas para modificar los modelos que tendrán que estrenarse en estaciones diferentes a las previstas. Investiga en los medios virtuales de tu firma si puede ofrecerte este servicio: algunos diseñadores han abierto espacios para videollamadas o citas privadas en sus tiendas y talleres para que puedas consultar directamente a los profesionales.

Recuerda que puedes acceder a las páginas web de las firmas desde el catálogo de Bodas.com.mx. Solo tienes que hacer click en un vestido de la firma que desees contactar y te aparecerá en enlace directo a su página, así como información sobre los puntos de venta cercanos.

2. ¡Los complementos pueden salvarte!

La forma más sencilla de adaptar tu vestido es añadiendo complementos para novia a tu look. Si tu boda se cambió para un clima otoñal, un bolero, una chaqueta, o un saco pueden ser suficientes para cubrir tus brazos y espalda para protegerte del frío. Encontrarás diseños que también cubren el pecho y el abdomen, por si quieres disimular un escote profundo, mientras que otros lo velan suavemente o conservan una abertura que permite lucirlo sin pasar frío.

También encontrarás complementos de encaje o puntos calados que no solo dejarán visible el corte del top, sino que le imprimirán un sutil efecto tatuaje a las partes descubiertas: son perfectos para lucir una espalda profunda o aberturas en los costados, y podrás quitártelos cuando quieras.

Para bodas invernales y el frío de principios de primavera las novias encontrarán abrigos modernos y capas majestuosas que pueden cubrir todo tipo de siluetas. ¿Te preocupa que no se noten los detalles del vestido de novia de encaje? ¡No temas! Hay capas que surgen de los hombros, modelos con capuchas de tejidos transparentes y diseños cortos por el frente se alargan hacia la cola del vestido.

Los abrigos más cálidos también permiten que el vestido luzca por debajo y además le añaden glamur al look, por lo que son perfectos para vestidos rectos. También encontrarás abrigos transparentes que le sumarán una ligera capa extra al volumen del modelo original.

3. Sobrefaldas

Otra forma de modificar los vestidos para épocas frías sin tener que hacerles ajustes a los diseños es añadirles elementos sobrepuestos. Desde hace varias temporadas las firmas añaden varias opciones para las novias que desean transformar fácilmente sus vestidos, así que encontrarás todo tipo de sobrefaldas, desde voluminosos modelos que cubren completamente el corte inicial hasta sobreposiciones que añaden volumen a los costados o a la cola. Si no deseas añadir volumen, sino longitud a tu vestido de novia corto, también encontrarás sobrefaldas transparentes y finas.

Para asegurarte de que los diseños combinarán con tu vestido debes preguntar la medida exacta a los diseñadores y compararla con las medidas de tu vestido. La mayoría de las sobrefaldas pueden desabrocharse como un cinturón, por lo que tú misma podrás ajustar la altura. Las novias que se han decantado por este estilo en temporadas anteriores también lo usan para darle color a su diseño: ¡es un accesorio lleno de posibilidades!

4. Tops sobrepuestos y mangas extraíbles

Si es el top de tu vestido lo que te preocupa, encontrarás todo tipo de mangas extraíbles: estilos aglobados, modelos que cubren todo el brazo y diseños acampanados. Además de protegerte del clima y la luz invernal o del viento en bodas veraniegas, estos aditamentos le pueden dar mucha vitalidad a tu vestido. Solo debes asegurarte de que los detalles y la tonalidad de tus mangas coincidan o armonicen con tu vestido.

También puedes añadir textura a la parte superior de tu vestido con un top sobrepuesto: la mayoría de los tops para novia son transparentes o semitransparentes, y algunos tienen bordados, pedrería o texturas muy interesantes. Cubrirán la parte superior del vestido y le darán volumen, definiendo tu cadera y tu cintura. Son un toque casual pero adorable para los vestidos de novia corte princesa y también puedes buscar modelos que tengan efecto tatuaje. Si eres una nostálgica de los noventa y por eso decidiste usar un vestido con tirantes lenceros, puedes añadir otro toque vintage usando el top por debajo del vestido.

5. Para épocas cálidas

Si tuviste que mover tu boda de otoño o invierno a una temporada más cálida, tampoco te angusties. Las modificaciones pueden ser un poco más delicadas, pero, contando con apoyo de expertos y expertas en alta costura podrás hacer modificaciones efectivas que respetarán el diseño original.

A los vestidos más voluminosos se les pueden quitar algunas capas del fondo del volumen para aligerarlos. Si la textura de los tejidos lo permite y la silueta no se altera, incluso puedes cortar la parte inferior de la falda para hacerla midi o corta. Si el diseño lo permite, también puedes hacer aberturas en la falda, en los costados del top o en la espalda, considerando que son zonas muy delicadas. Puedes velarlas con cintas para formar un efecto corsé o con mallas suaves que permitan a tu piel respirar.

Estos ajustes solo pueden hacerse tomando en cuenta tus medidas. Por tal motivo, asiste a las citas para los ajustes de tu vestido de novia cumpliendo al pie de la letra las medidas de seguridad oficiales.

6. Cambios en las mangas

En las mangas pueden hacerse arreglos relativamente sencillos y versátiles: en algunos modelos las mangas largas pueden despegarse para dejar descubiertos los brazos, y en otros se pueden confeccionar y coser distintos diseños. Las mangas también pueden intercambiarse o incluso combinarse con tirantes, siempre y cuando puedan ajustarse para dejar los hombros descubiertos.

A algunas mangas, como el estilo francés o las mangas cortas, se les puede añadir una extensión de tejido más ligero que el resto de la manga. Muchas firmas usan este estilo para darle movimiento a los vestidos.

7. Ponerle color al look

Puede parecer un cambio insignificante, pero el color hace la diferencia en los vestidos de novia modernos: algunos acentos son suficientes para enfatizar que pertenece a una temporada o a otra. En general, los tonos cálidos se usan en bodas otoñales e invernales, mientras que en primavera y verano se usan tonos fríos. Con colores como rosa y durazno, se les da un aire atemporal a la mayoría de los modelos.

Los profesionales conocen las técnicas exactas para distribuir tintes de manera uniforme y sin dañar los tejidos. En bodas otoñales, los acentos pueden ir en las mangas, mientras que en invierno las faldas se colorean. En primavera y verano es común ver modelos que tienen colores a lo largo del top, hasta los muslos.

8. Aplicaciones que enriquezcan los vestidos

Algunas aplicaciones pueden ayudarte a que tu vestido aproveche mejor el ambiente natural de la nueva estación: en verano y en climas ventosos, los listones en hombros y brazos le darán más ligereza a los vestidos, mientras que en invierno un cinturón con moño en la espalda le añadirá a tu vestido volumen y elegancia.

En primavera, las aplicaciones tridimensionales llenarán de vida cualquier modelo, y en otoño los bordes de encaje para escotes y faldas le darán al vestido un toque nostálgico. Algunas de estas aplicaciones deben coserse a los vestidos, pero también encontrarás o podrás mandar a hacer aplicaciones que se adhieran a la tela por medio de broches o de nudos sencillos.

9. Malla para el escote

Muchas firmas ofrecen alternativas para las novias que quieren lucir un escote pronunciado pero prefieren disimularlo ligeramente: tu vestido escotado puede llevar una malla nude o semitransparente que no modificará en nada el corte original pero evitará que te mueras de frío. Es un ajuste muy sutil y fácil de hacer que puede adaptar tu vestido. También puede usarse con telas transparentes en los costados y las espaldas.

Recuerda que también tu calzado, maquillaje y peinado de novia pueden ayudar a transformar tu look. Si quieres lucir tu vestido tal y como es, puedes tener una sesión formal o trash the dress con él o buscar opciones de renta de vestidos de noche e intercalarlos en tu celebración. Ante todo, procura cuidar tu salud cada vez que asistas a pruebas y sesiones: ¡tu look de novia lucirá sensacional siempre!