Si son del club de las dos ruedas, una luna de miel en motocicleta seguro está entre sus opciones. Tal vez su espíritu motero se puede plasmar en esa chamarra de piel que llevará tu vestido de novia, en el vehículo en el que llegará el novio a la ceremonia o en su versión en miniatura para los muñecos del pastel de boda. Con esa actitud, firme e intrépida, embárquense en una luna de miel sobre dos ruedas. Los lugares de su ruta pueden nombrar a las mesas del banquete y señalizarse junto a los centros de mesa para boda. ¿Cuál de estas seis rutas por México estarían dispuestos a rodar?

1. Ruta CDMX – Valle de Bravo – Nevado de Toluca - Tepoztlán

Marysol San Román FotografíaMarysol San Román Fotografía

Desde luego que hay un recorrido mucho más directo para llegar de la Ciudad de México a Tepoztlán, en Morelos. Pero la propuesta de rodear por Valle de Bravo y Malinalco, en el Estado de México, se justifica con los paisajes a los que podrán acceder en esta ruta.

Alternando carretera y caminos de terracería, pasarán cerca de las tierras fértiles del Valle de México, bajo los ojos del imponente volcán Xinantécatl, mejor conocido como Nevado de Toluca. Así como les quitó el aliento el vestido de novia corte sirena, dejen que este bello panorama los sorprenda durante el invierno, cuando las montañas se cubran de nieve y contrasten a la perfección con el paisaje invadido de bosques.

A la ida y al regreso podrían dedicarle unos siete u ocho días. El clima será frío y el camino, ideal para bikers intermedios, debido a las curvas continuas y el tráfico pesado.

Malinalco los conquistará con sus tesoros arquitectónicos prehispánicos y coloniales, mientras que en el Pueblo Mágico de Tepoztlán podrán cargarse de energía en un ambiente místico y lleno de tradiciones, con sus danzas y rituales de purificación.

2. Ruta Querétaro - Xilitla

JPG FotografíaJPG Fotografía

Esta ruta es larga, pero enriquecedora. Para poder tener la oportunidad de disfrutar de los paisajes y conocer los lugares por los que pasen, lo ideal es que le dediquen al menos 10 días y que hagan el recorrido en primavera.

Hay curvas constantes y pronunciadas, así como acantilados que podrían intimidar a principiantes, pero no hay tráfico pesado. Por estas razones se requiere un nivel de experiencia intermedio.

Partiendo de la ciudad de Querétaro hacia Xilitla, en la Huasteca potosina, recorrerán la Sierra Gorda, reconocida como Reserva de la Biósfera por el Sistema Nacional de Áreas Naturales Protegidas. Con orgullo, esta región muestra los caprichos de la naturaleza con su accidentada geografía.

Si aún siguen con el remordimiento por esas rebanadas del pastel de fondant para boda que se comieron, vayan con la actitud de quemar muchas calorías por el ecoturismo que practicarán al visitar cascadas, ríos, sótanos, grutas, zonas arqueológicas y recintos religiosos.

El mirador Cuatro Palos y el cañón Puente de Dios, en las inmediaciones de Pinal de Amoles, en Querétaro, así como el Jardín Surrealista de Sir Edward James, en Xilitla, son algunos de los atractivos imperdibles. En Xilitla, el olor a café inundará sus sentidos, así que será un buen momento para tomar una taza, respirar y emprender el regreso. Aunque si tienen oportunidad y prefieren quedarse unos días más, extender su luna de miel a la Huasteca potosina no los dejará sin actividades ni atractivos que disfrutar. Si realizarán el recorrido en sentido inverso, Querétaro también les dejará un fascinante sabor de boca.

3. Ruta Monterrey – Linares

Susana VázquezSusana Vázquez

Si tienen poca experiencia como bikers en carretera, esta es una buena opción. Saliendo de Monterrey y pasando por Santiago, el destino final es Linares. Allí encontrarán bellos manantiales. No dejen pasar la oportunidad de comprar las glorias, esos típicos dulces de leche quemada que son tan deliciosos.

Debido a que Nuevo León es un estado muy caluroso en verano, otoño puede ser una buena estación para hacer esta ruta. De día, las temperaturas serán agradables para ir en carretera y, aunque las probabilidades de lluvia son un poco más altas que en invierno, el paisaje otoñal será menos seco que después de diciembre.

El recorrido, de apenas 130 kilómetros, es corto, pero bien vale la pena dedicarle cinco días, así que será un recorrido perfecto si no dispondrán de una semana completa. La carretera tiene largos tramos de camino recto. Para no caer en el tedio del asfalto, aprovechen para hacer algún descanso y “¡selfie para su Wedshoots!”

4. Ruta Guadalajara-Puerto Vallarta

César Márquez FotógrafoCésar Márquez Fotógrafo

Tanto si salen de Guadalajara como si lo hacen desde Puerto Vallarta, cualquier sentido que tomen será una delicia. Si partirán de Guadalajara, rumbo a su destino, tendrán ante sus ojos el paisaje agavero, uno de los más bellos del país y nombrado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Aquí son paradas obligadas Amatitán o Tequila. Recuerden que, en carretera, nada de alcohol, pero sí pueden comprar alguna botella y guardarla en el baúl para brindar después.

El camino hacia Puerto Vallarta está lleno de curvas de subida y bajada, por lo que el chofer de la moto debe tener un nivel de experiencia avanzado. La mejor temporada para recorrer esta ruta es en verano, aunque tendrán que revisar muy bien el pronóstico del clima para evitar ponerse en carretera en días de lluvia.

Dedicarle de 10 a 12 días es lo ideal para que les dé tiempo a disfrutar de las maravillas de una luna de miel en Puerto Vallarta, si es que irán buscando la costa, o de todo el turismo cultural que les brindará la capital tapatía si su ruta será a la inversa. Un recorrido por el Teatro Degollado, el Instituto Cultural Cabañas, San Pedro Tlaquepaque, la Basílica de Zapopan y Tonalá nunca pueden faltar en una luna de miel en Guadalajara. Coman jericallas, tortas ahogadas, carne en su jugo y un refrescante tejuino.

5. Ruta Mulegé - Cabo San Lucas

ViDa ToursViDa Tours

La playa siempre será uno de los mejores paisajes para intercambiar pensamientos de amor cortos ¡y hasta escribirlos en la arena! Si es su escenario favorito, esta ruta por Baja California Sur los dejará encantados. Partiendo de Mulegé y viajando hacia el sur, pasarán por Loreto y La Paz. Después, podrán tomar el camino a Cabo San Lucas, atravesando Todos Santos. Una vez en la costa, ¿en qué momento cambiar su moto por una de agua? Permítanse también una excursión a San José del Cabo.

Busquen las pinturas rupestres y viajen durante invierno y primavera, cuando quizá tengan la suerte de ver alguna ballena. Por los largos tramos de rectas y el viento fuerte y cruzado que se presenta en carretera, el nivel requerido es intermedio. La variedad de paisajes y las distancias les harán desear dedicarle a este viaje, mínimo, unos 12 días.

Tips acelerados para un viaje tranquilo en moto

Así como hacen sus mil y un checklists para no olvidar detalles de la ceremonia, como los recuerdos de iglesia para boda, hagan también una revisión de las siguientes recomendaciones para viajar.

  1. Hagan paradas de 10 a 15 minutos cada dos horas de viaje.
  2. Dejen reposar sus alimentos al menos 30 minutos antes de comenzar el viaje.
  3. Dosifíquense: no viajen más de 700 kilómetros al día durante la ida o 500 kilómetros durante el regreso.
  4. Repartan bien el peso en la moto: equipaje ligero, accesorios, piloto y acompañante, si fuera el caso de que viajaran en el mismo vehículo.
  5. Viajen durante el día y eviten manejar de noche o con lluvia.
  6. Lleven vestuario cómodo y protecciones para tener un viaje seguro.
  7. Aunque pueda parecer una recomendación obvia, es importante que no manejen cansados, desvelados, enfermos o bajo los efectos del alcohol o medicamentos.
  8. Revisen la motocicleta un día antes de salir.
  9. Además de la documentación actualizada y de la información sobre sus reservas de alojamiento, traigan consigo los números de teléfono necesarios en caso de emergencia. Aunque es mejor no necesitarlos, más vale tenerlos cerca.

Quizá fue tanta la emoción que hasta se vieron saliendo de la ceremonia, armados con el vestido de novia moderno, botas, lentes de sol y unas mancuernas con forma de casco. Y hablando de casco, si planean una llegada en moto a la recepción, la seguridad es lo primero, así que tendrás que buscar un peinado de novia resistente. Evita recogidos muy complicados y hazte amiga de los tipos de trenzas más cómodos y relajados. Después de leer esto, seguro ya quieren que comience su luna de miel, ¿cierto? ¡Brum, brum!