¿Enviaron unas coloridas invitaciones de boda, propias de una fiesta mexicana? ¿O tal vez te intimida el blanco en el vestido de novia y te gustaría ponerle unos acentos de color al look? Por estas y por muchas razones, los bordados en color llenan de vida los vestidos de novia 2019 y convencen por igual tanto a mujeres vanguardistas como a aquellas que buscan un estilismo orgulloso de sus raíces.

El diseño del bordado revela bastante del que será el estilo de la celebración y hasta el tipo de rituales ceremoniales que pondrán en práctica los novios en su boda. Pero, sobre todo, dice mucho de la mujer que elige estos detalles para su boda. Sin importar el origen de la inspiración para este detalle, los bordados conseguirán ser ese detalle especial y original en el look de la novia. ¿Qué necesitas saber para escoger los bordados de tu vestido de novia?

¿Motivos florales, geométricos, étnicos?

Si ya estás segura de que deseas llevar un vestido de novia con bordados de color, solo hace falta que decidas qué motivos dibujarán estos. Las flores son los motivos más habituales: son románticas, evocan a la naturaleza y, combinadas con un vestido de novia de encaje, se verán espectaculares. Además, son un elemento recurrente en el arte y la vestimenta indígenas; por ejemplo, están presentes en los atuendos habituales de mujeres huicholas, tarahumaras, nahuas y tehuanas.

Por esta razón, este tipo de bordados en el vestuario de las parejas que deciden darse el “sí, acepto” con una boda con rituales prehispánicos y detalles de inspiración étnica es un bonito homenaje a los símbolos de esas culturas.

Por otro lado, las figuras geométricas, con diseños garigoleados o grecas, pueden darle un toque vanguardista al look de la novia y sientan bien con pasadores o tocados minimalistas en el cabello. En unos años, cuando vuelvas a mirar tu vestido de novia, este te hará recordar con gran cariño a la cultura que les prestó alguno de sus rituales para su gran día.

Colores para los bordados del vestido

Si tu duda es elegir con qué colores podría estar bordado tu vestido, has de buscar uno que se adapte bien a tus gustos y al estilo de su boda. Generalmente, aplica la regla de que la explosión de colores puede resultar mejor en una boda de día y los neutros, para una de noche.

Para conseguir un resultado romántico y algo étnico en una fiesta de día, opta por unas flores bordadas en rojo, rosa o naranja. Si persigues un look más campestre o rústico, puedes buscar detalles de hojas en verde o café.

Y no creas que los bordados en tonos metálicos como dorado, plata o cobre y oscuros o vibrantes como el negro, azul rey o violeta están excluidos. ¡Para nada! Con grecas o con cualquier motivo minimalista, estos colores proporcionan a los vestidos de novia modernos un toque muy sofisticado para una boda de noche. Por ejemplo, un discreto cintillo que marque el área de tu cintura será un acento por demás elegante.

Dónde puede ir bordado

Lo más común es que los bordados en color irrumpan en el escote, la espalda, la cintura o la parte baja de la falda. Sin embargo, siéntete con la libertad de innovar en cuanto al lugar donde vas a llevar el bordado. Podría recorrer todo el largo del vestido, solo la falda o simular una romántica cascada de color por toda la cauda; los brazos si el tuyo será un vestido de novia con manga; o bien el cuerpo, adornando los tirantes o enmarcando toda la columna de botones en la parte posterior.

¿Te gusta innovar? Permite que los bordados lleguen al velo de novia; con un peinado recogido elegante o simplemente, con el cabello suelto, este complemento lucirá espectacular.

Cómo conseguir un vestido de novia con bordados

Ahora que ya tienes claro cómo elegir un vestido con bordados según tu boda y el look que buscas tener, la pregunta clave es “¿dónde y cómo conseguirlo?”

1. Vestido de diseñador

Buceando entre los cientos de imágenes de vestidos de novia encontrarás varias firmas de vestidos que ya incorporan bordados en sus diseños. En sus más recientes creaciones, marcas como Valerio Luna, Jordi Dalmau, Matilde Cano, Willowby y Cymbeline ya están consolidando esta apuesta por los bordados de color. La última incluso da un paso más y suma a algunos de sus vestidos apliques pintados a mano: mucho más que vestidos artesanales, los suyos son vestidos muy artísticos. Por cierto, las cuatro firmas mencionadas tienen puntos de venta en México.

2. Pide adaptar el tuyo

Si aún estás indecisa sobre añadir este toque a tu outfit porque no quieres que se vuelva el centro de atención, entonces tal vez baste con customizar tu vestido de novia. A veces, este es un trabajo que puedes encargar en la misma boutique, pues en algunas tiendas es posible pedir que tu estilismo combine unos detalles de un modelo con otros de otro, así que déjate aconsejar por ellos.

Si no es el caso, podrías pedirle a un taller de moda que le agregue esos detalles que buscas. Para un resultado óptimo, asegúrate de que tendrás con suficiente tiempo el vestido base y de que el modista podrá trabajar sobre ese tejido. En conclusión, antes de comprar uno u otro modelo, consúltale a tu modista si será viable hacer los bordados deseados en los vestidos que más te gustaron y cuáles serán los plazos. Si no conoces un atelier de moda nupcial, consulta en el directorio de tiendas de novia de Bodas.com.mx si existen talleres en tu estado o cerca de ti.

3. Hecho a medida

Cuando las preocupaciones por el precio del vestido de novia consiguen quitarte el sueño, es posible que te lleven a descartar los diseños de firma. Una posible solución es mandar hacer el tuyo a medida. Debes tomar en cuenta que el trabajo artesanal tiene tarifas especiales y que los bordados a mano no siempre son baratos. Así que, incluso si el taller al cual lo encargues es pequeño, será importante que te den un presupuesto que incluya el boceto, materiales, confección y posibilidad de ajustes.

Como ves, es muy fácil transformar un vestido de novia sencillo en uno lleno de vida y perfectamente adaptado a tu personalidad. Ahora solo falta complementar tu look de novia con los accesorios indicados: tal vez unos zapatos del color principal de los bordados del vestido y un peinado de novia que mantenga ese mismo estilo. ¿Preparada?