A ver si atinamos… Te laten los vestidos de novia sencillos porque quieres una ceremonia íntima. Puede que por eso solo estés pensando mandar unas pocas invitaciones de boda para anunciar a todos tus seres queridos que ya se pusieron los anillos de compromiso. O bien, entre todos los vestidos de novia, buscas los menos recargados porque te vas a casar en un bosque ¡o en la playa! Sean cuales sean las razones, esperamos que estos consejos y la selección de diseños te arroje luz en una decisión tan importante.

El minimalismo no solo es práctico, también es chic. En las últimas temporadas lo hemos visto desfilar por las principales pasarelas de moda. Con inspiraciones helénicas, diseños camperos y bohemios, la clave de estos vestidos reside en que no hacen falta demasiados adornos para verse elegante. Aquí te dejamos una selección de modelos sencillos para elegir tu vestido de novia 2018. ¡Disfrútala!

Sobriedad que sobrecoge

Un diseño ligero que cuelga, como si flotara, desde los hombros, que se abraza a la cintura para después mecerse, liviano, suspendido con la brisa. Sentirás que pisas el Olimpo. Estos vestidos sencillos te envolverán en un aura de inocencia de la que no querrás desprenderte. Sobre todo, si eres una mujer espontánea, práctica, discreta y a la que no le gustan las complicaciones.

Para novias curvy

¿Eres una novia con curvas? Haz de la sencillez tu mayor aliada. Si quieres explotarlas, encontrarás muchos vestidos de novia corte sirena, que acentuarán tus formas sin convertirlas en defectos. Si, por el contrario, prefieres disimularlas, te favorecerán más los vestidos de corte recto o imperio; la naturalidad de su caída te ayudará a moldear tu figura. De igual manera, los vestidos de novia de corte princesa son perfectos para caderas anchas. 

En cualquier caso, la primera recomendación al buscar vestidos de novia para gorditas es descartar el volumen en aquellas zonas que quieras que llamen menos la atención. Por ejemplo, si tienes mucho busto, no son muy convenientes los bordados llamativos o las aplicaciones muy destacadas en el cuerpo del vestido de novia. Opta por los cortes imperio y rectos que únicamente se ajustan al busto. En ellos encontraras el equilibrio perfecto entre comodidad y elegancia que también buscan las firmas que diseñan vestidos de novia para embarazadas.

Sencillo no es plano: claro que no pasarás desapercibida

Andar comedida con los adornos no te restará protagonismo. No caigas en el error de confundir lo sencillo con lo aburrido, lo inexpresivo o, peor, lo de mala calidad.

Un vestido sencillo no es incompatible con los detalles lindos, así que no tienes por qué renunciar a que los vestidos de novia de encaje, a las amplias caídas, las aplicaciones o los bordados. Busca aquel que sea más acorde a tu personalidad. Si eres detallista, eso debe reflejarse en esas particularidades.

Imagina un vestido sencillo como un lienzo en blanco. Sé creativa y explora todas las posibilidades. El estilo por el que te decidas deberá estar coordinado con tu maquillaje y tu peinado para boda, Puede verse perfecto con un maquillaje muy natural y diferentes peinados de trenzas modernas u otra clase de recogidos para darle coherencia a todo tu look.

¿Aun así sigues pensando que necesitas más accesorios? ¡Sin problema! Sobre el vestido, puedes llevar algún cinturón de pedrería o flores. También quedan muy coquetas para adornar el cabello las coronas y los tocados florales o las diademas. Si llevas los brazos descubiertos y tu vestido es de estilo boho chic, un brazalete y un ramo de novia natural con tus flores favoritas pueden ser detalles muy originales para sumar a tu outfit.

Algunas ideas inspiradoras

Te entendemos. Es difícil decidirse por uno solo. Todos son tan hermosos que querrías renovar tus votos y celebrar tu matrimonio diario. Si tu presupuesto no se resiente, siempre tienes la opción de cambiarte de vestido a mitad de fiesta o alargar la celebración algún día más.

Prácticamente, todas las firmas se han subido al tren del minimalismo que ofrecen los vestidos de novia sencillos. Elegancia, sobriedad y disfrute por los detalles son todo lo que necesitas para verte radiante el día de tu boda. 

Nuestro consejo es que siempre tengas una visión de conjunto: no olvides buscar qué peinados de novia te favorecen más y qué ramos de novia componen un todo armónico. Te garantizamos que triunfarás.