Augusto Silveira

Ah, cerveza, ¿quién podría decirte que no? La cheve, chela o néctar de la cebada es una de las bebidas de fiesta por excelencia y suele ser muy gustada en las bodas. Sin embargo, hay grandes dudas a su alrededor. ¿Desentonará con el tema de la celebración y de las invitaciones de boda? ¿Qué tipo de cerveza se sirve en un casamiento? ¿Se puede poner una mesa de dulces para boda... pero con cerveza? ¿Se puede servir desde el coctel de bienvenida o es mejor esperar hasta la hora de repartir los recuerdos para boda? ¡Aquí están las respuestas!

¿Es apropiado dar cerveza en la boda?

Barra de Cerveza Vital Sound

Si se puede servir cerveza en la boda sin perder estilo es una duda muy común entre muchas parejas. Especialmente entre las parejas cuyo concepto de celebración, desde las invitaciones hasta la decoración de pastel de boda, es el de tener un ambiente elegante y sofisticado. Y la respuesta es: ¡sí! Hay muchas maneras de servir la cerveza, por lo que no tendrán que sacrificar ni la temática de su boda ni el gusto de sus invitados.

La cerveza suele ser muy solicitada, especialmente en bodas en exterior, en épocas o lugares calurosos y en bodas diurnas. Deben tomar en cuenta el horario y el lugar de su boda para saber cuánta cerveza servir y qué presentación es la mejor. En general, calculen dos cervezas para cada invitado mayor de edad: algunos consumirán más, pero otros consumirán una sola cerveza o ninguna, por lo que el abasto se equilibrará. También tienen la opción de las barras de cerveza y beer trucks, que podrán contratar con o sin despachador y que pueden tematizarse con los más variados estilos.

La ceremonia de la cerveza [sí, existe]

Luis Juarez Photography & Cinema

Así como muchos novios incluyen en sus ceremonias simbólicas rituales con arena, agua, velas o rosas, ¿sabían que también existe una ceremonia de la cerveza? A diferencia de las anteriores, esta suele llevarse a cabo en el apogeo de la fiesta o incluso en las despedidas de solteros mixtas. Consiste en que cada novio se sirva un tipo distinto de cerveza y, juntos, las viertan al mismo tiempo en una jarra. Después, deben terminársela juntos. Es muy divertida ¡y además simboliza la unión infinita!. Incluso pueden variarla y verter shots de tequila, ¿se atreven?

La duda eterna: ¿cerveza o licor?

Pablo Cornejo

Deben tomar en cuenta que la cerveza es una bebida refrescante, mientras que otros licores, como el whisky o el tequila, dan calor al beberlos. Por ello, la cerveza es mejor para bodas cálidas y el licor se lleva bien en bodas frescas. También deben contemplar los gustos de sus invitados: la cerveza tiene muchos fanáticos que la adoran en cualquier clima, pero también tiene sus detractores, así que no estará de más tener un plan B.

Combinar ambas bebidas no está prohibido. En general, en las bodas la bebida más importante es el vino espumoso o la champaña, que es con el que se suele realizar el tradicional brindis. Sin embargo, si ofrecen una variedad de bebidas, todos quedarán satisfechos.

Qué tipo de cerveza servir en la boda

Cerveza Patito

La boda es una oportunidad para que sus invitados vivan una experiencia gastronómica. La cerveza tiene muchas variantes: además de clara u oscura, actualmente existen muchos métodos de elaboración, desde las artesanales, que ahora están en auge, hasta las más tecnológicas.

No olviden las cervezas sin alcohol. Tomen en cuenta que habrá invitados que, por seguridad, prefieran consumir responsablemente para poder manejar su auto de regreso, especialmente si no contrataron un servicio de transporte que les facilite la llegada a la recepción y los regrese sanos y salvos.

La temperatura de la boda también es importante: las cervezas con sabor más amargo pueden ser perfectas para climas fríos, mientras que en el calor se pueden servir cervezas de sabores o cervezas con nitrógeno, que tienen una consistencia más cremosa.

Una botella de cerveza artesanal puede ser el sello de su boda: sobre todo, si le piden al diseñador de sus invitaciones que les prepare e imprima un etiquetado exclusivo. No solo descubrirán a sus invitados nuevos productos, ¡todos querrán guardar las botellas de recuerdo!

También pueden servir cocteles hechos con cerveza: micheladas, leones rojos, margaritas, sangrías y bulls de cerveza son solo algunos ejemplos de todas las bebidas que pueden tener como base una chevecita. Por otro lado, si sus invitados son fanáticos de la cheve, nada mejor que un barril o un dispensador. ¿Por qué no revisan en nuestro directorio de proveedores qué servicios brindan las food trucks y los proveedores de catering para boda de su estado y qué cotización les dan?

Cuándo servir la cerveza en la boda

Neupostal

Recuerden que cada momento de la boda tiene su sabor particular. La cerveza puede ser el hilo conductor de toda la fiesta para quienes la consuman, pero también puede marcar un momento especial. Aunque puede ser una bebida algo pesada para el momento del aperitivo, puede reconsiderarse como opción para el coctel de bienvenida si hace mucho calor.

Aunque muchas personas acostumbran comer con cerveza, lo cierto es que es un poco llenadora si se sirve alrededor del banquete, antes del postre y del pastel de fondant para boda. Más si se tiene en cuenta que el menú de una boda siempre está hecho para jamás quedarse con hambre. En cambio, puede ser la aliada perfecta para alimentos como mariscos o algunos antojitos mexicanos. Y, por supuesto, el apogeo de la fiesta también es un excelente momento para servir esta bebida. Otro momento ideal es en la tornafiesta: los invitados la disfrutarán después de bailar y, con algunos sándwiches, se deleitarán al máximo. 

Las presentaciones más irresistibles

A&A Fotografía

Con un poco de inspiración y creatividad, la presentación de la cerveza en su boda será tan exitosa como la bebida misma. Para empezar, deben decidir qué tipo de envase va mejor con su evento: latas, botellas, ampolletas, jarras o vasos bien servidos.

Opciones polivalentes

Las copas, jarras y vasos son opciones que funcionan bien en casi todos los estilos de fiesta. Si están aprendiendo cómo hacer recuerdos para boda, aprovechen para diseñar unas camisitas de novio y unos vestiditos de novia para cubrir sus jarras de cerveza. Es una presentación divertida, pero si quieren una opción más discreta, bastará con que los dibujen con un plumón indeleble, que se dará la mano con cualquier temática de boda. 

Para que la cerveza tenga un papel estelar, preparen una mesa de cervezas (ojo: si hay niños, que no se confunda con la mesa de dulces). Además de personalizarla con decoraciones y letreros chistosos, dejen cubetitas o frascos con limones, sal, gomitas, tamarindos y banderillas de chile. También pueden añadir algunos bocadillos salados y hasta pueden dejar destapadores y fundas de cerveza para que se los lleven como recuerdos de boda útiles. ¿Cuánto creen que tardarán en agotarse?

Bodas al aire libre

Las cervezas en una carreta, en una hielera o hasta en una cubeta, rociadas con hielo, son una presentación perfecta para bodas al aire libre o con estilos informales. Si servirán marcas comerciales, pueden mandar imprimir etiquetas con los datos de la boda para que, además de deliciosa, su cerveza luzca de lo más romántica.

Otra opción es servirla directo del barril. Pueden contratar un servicio que la despache o permitir que sus invitados se sirvan cuando quieran. Si temen que se desperdicie, pueden servirla en un dispensador especial.

Si todavía dudan de que la cerveza vaya a ser recibida entre sus seres queridos, no es necesario que envíen un cuestionario junto con sus invitaciones de boda originales, pero sí sería práctico que les compartan una breve encuesta en su web de boda. Al menos, para calcular qué porcentaje de invitados tomarán cerveza clara y oscura y no desperdiciar recursos. Si se irán más por una cerveza artesanal, añadan información sobre su composición junto a sus centros de mesa para boda, de manera que alérgicos (y curiosos) estén informados. Y si son muy cerveceros, hasta podrían llamar a las mesas con el nombre de sus marcas favoritas y compartirles datos interesantes o alguna anécdota que haya sucedido en torno a esa bebida. Ahora sí, ¡salud!