Martin Ruano Foto

La personalidad de los novios y la locación para casarse son dos de los aspectos que más intervienen en la planeación de una boda. Celebrar su matrimonio en un jardín es una opción encantadora, pero hay que considerar unos cuantos detalles. Así como parece obvio integrar elementos naturales en sus invitaciones de boda para que estén alineadas con el concepto de esta, hasta el menú que contraten merece ser adaptado si se casarán en un jardín. Y ni se diga de la decoración: los centros de mesa para boda, el mobiliario y hasta las sorpresas que incluirán en sus recuerdos para boda deben respirar la misma frescura.

Cada detalle debe caminar en la misma dirección para que sus expectativas y las de sus invitados sean superadas. ¿Quieren hacer de esta un evento inolvidable? Les compartimos algunas ideas que pueden integrar para la ambientación de su boda en un jardín.

1. Flores, pétalos y plantas everywhere

LightWorx

La naturaleza siempre se acopla a cualquier lugar y temática nupcial, pero hablando de bodas en jardines, las flores, los árboles y toda clase de plantas son imprescindibles en la decoración. Diseñen con flores centros de mesa que se extiendan a manera de caminos y enmarquen la mesa principal con un arco tupido de hojas, flores y luces. También pueden tapizar pasillos con enredaderas o tramar guías con flores que pinten los pasamanos de las escaleras.

Pero si les parece que su jardín ya estará demasiado florido y prefieren añadir únicamente acentos minimalistas, en los arreglos de mesa para boda cada vez está más presente el sello rústico y campirano. ¿Qué tal sustituir las clásicas bases por unas coquetas regaderas, jaulas o troncos de madera que sostengan unos pequeños ramilletes? 

Extiendan el jardín hacia la pista y permitan que la naturaleza de un jardín invertido se precipite desde el techo; esto creará un ambiente muy natural y sumamente romántico. ¿Ven? La naturaleza no solo se presenta en el ramo de novia natural o en la corona del peinado con trenzas de la novia. Pueden crear sublimes decoraciones que levanten aún más la atmósfera auténtica. 

2. Definan bien su paleta de colores

Sabino Farol

La paleta de colores juega un papel importante en una boda. Incluso si deciden no escoger un color temático, es importante que exista una combinación de tonalidades que dé unidad cromática a su evento. Los espacios abiertos suelen ser un estallido de colores, por lo que es probable que, al planear su boda al aire libre, se vean tentados a combinar colores muy distintos. Sin embargo, sean capaces de seleccionar solo unos pocos y concentrar sus esfuerzos en ellos. Los colores más fuertes se atenúan con otros más suaves para crear contrastes o degradados.

Los colores ocres y cafés harán el espacio más acogedor. Otros más vibrantes, como el verde (el greenery fue el color tendencia en 2017), el azul o el amarillo, llenarán de vida y luz cada rincón. En tanto, la intensidad de la gama de rosas y de los ramos de novia rojos son románticas sugerencias que no tardarán en convertirse en ladrones de miradas. Y si quieren estar a la moda y que su boda se invada de glamur, tengan en cuenta que el ultra violet es el color tendencia para 2018. Seguro que no tarda en irrumpir entre las imágenes de pasteles de boda.

3. Vistan su boda con telas

Si temen que su boda pueda verse afectada por las inclemencias del clima, incluyan entre el mobiliario alguna carpa de telas gruesas que proteja a todos del frío o el calor. Especialmente, para resguardar aquellas áreas que serán frecuentadas por los invitados: las mesas del banquete, las estaciones de comida, el candy bar y la pista de baile. No querrán que el calor arruine la decoración del pastel de boda...

Las telas siempre aportarán glamur y elegancia a su enlace. Combinen las diferentes texturas y tonalidades de las telas que cubrirán o decorarán el interior del evento. Utilicen la misma paleta de colores que en el resto de su boda: sillas, mesas, detalles en el estilismo y hasta los vestidos para fiesta en jardín que llevarán las damas de honor. 

4. Pequeños rincones mágicos

Hacienda Tzintzimeo

Repartan por diferentes puntos del jardín las diferentes estaciones y actividades que tienen contempladas para consentir y entretener a los invitados. A la mesa de bienvenida donde colocarán el libro de firmas, al photo booth y a la mesa de dulces para boda se pueden agregar otros espacios para que los invitados convivan más. Por ejemplo, una barra de bebidas, una sala lounge, una área de fumadores, la zona infantil y hasta una zona especial para las mascotas en caso de que la suya sea una boda pet friendly.

5. Boda iluminada ¡de día y de noche!

Iram Ortega

Incluso si la boda se celebrará dentro de una finca privada, una recepción que se lleva a cabo en un jardín respira libertad y frescura, ¿cierto? Es una escapadita perfecta a otro entorno para disfrutar de la naturaleza y un clima acogedor. Todo se perfila perfecto para aprovechar este escenario en un enlace que comience de día y concluya bien entrada la noche

La iluminación natural le dará un toque diferente a las sesiones fotográficas diurnas, pero con una meticulosa iluminación nocturna que se sume a la luz de las estrellas y la luna, se puede crear una atmósfera envidiable ¡y muy fotogénica! Además, tendrán un álbum de fotos rico en tomas y con una gran variedad de tonos y colores para escoger. Sentir la caricia de los rayos del sol y la frescura de la brisa envolverá el día con romanticismo y mucha magia. ¡Saquen provecho! 

¿Algunas recomendaciones? Enrollen guías de luces al tronco del árbol más grande del jardín o coloquen lámparas de papel para iluminar senderos. También puede contratar el servicio de piezas con iluminación como las letras XXL o arcos de luz. Con una velas decorativas obtendrán centros de mesa para boda económicos y originales y adornar la mesa de los novios con series o cortinas luminosas también les dará un resultado encantador.

6. Mobiliario rústico ¿o vintage?

Rancho Cuernavaca

Así como el follaje confiere a las flores para boda un aspecto muy campestre, la temática rústica y vintage se adaptan muy bien a la decoración de un jardín. Sírvanse de muebles rústicos en color cobre o dorado y rodeen la pista con salas, alacenas y periqueras. También ubiquen mesas con diferentes asientos, combinen sillas y sillones para evocar el estilo vintage o, de lo contrario, seleccionen sillas de madera a la vista para continuar con lo rústico. El estilo se basará en qué tan lujosa o sencilla quieren que se vea la boda.

7. Un reportaje de boda súper variado

Fakit Drones

Su álbum de boda es uno de los recuerdos más valiosos y reveladores que querrán atesorar para siempre. En un jardín se pueden tener imágenes únicas. La nueva tendencia de usar drones para capturar todo el terreno cada vez se aplica más en videos para bodas, pues proporcionan tomas con resultados inimaginables.

El dron puede capturar desde la salida de la novia de casa hasta la fiesta nocturna. Si están interesados en estas capturas, asegúrense de que contratan a un videógrafo profesional que sepa dirigir el dron de manera suave y fluida, que sepa encuadrar y cuide la luz natural. ¿Cómo saberlo? Pídanle que les muestre su portfolio de trabajos. 

8. Momentos únicos al aire libre

Luz Escrita

Darle un giro diferente a lo clásico es imprimirle su personalidad a su día y crear momentos únicos junto a sus seres queridos vestirá la boda con emotividad. Tratándose de añadir extras padrísimos a la boda, obsequien globos de Cantoya para lanzarlos por la noche. ¿En busca de más detalles mágicos? Los fuegos artificiales y castillos de pirotecnia son una alternativa, aunque son algo más costosos.

Si disponen de menos presupuesto, organicen un karaoke con música en vivo, enciendan las velas para pintar pequeños caminos o regalen pequeñas plantitas o semillas para plantar en ese mismo jardín. 

Teniendo en cuenta estas ideas, platíquennos. ¿Cuál de todas fue la más inspiradora para su día B? ¿Se atreverá a incluir la temática floral de su jardín en los bordados del vestido de novia? ¿O se mostrarán más discretos desplegando únicamente la naturaleza en su pastel de boda elegante a modo de escalera?