¿Es pecado querer que tu boda deje una huella imborrable en la memoria de tus invitados? ¡Culpable! Desde luego que las brides eligen sus vestidos de novia y los novios sus trajes pensando en lo que más les favorece y no en lo que más agradará a sus familias. Pero se podrá decir que la boda fue un éxito si el banquete conquista a todos los paladares, el pastel de boda hace que más de uno rompa su dieta, la música los saca a todos a bailar… y los recuerdos para boda ¡jamás terminan en el rincón de los trastos viejos!

Entre los souvenirs sencillos, aquellos que tienen en cuenta las necesidades de sus invitados durante y después de la boda los convertirán en los mejores anfitriones. ¿Qué tal unas sandalias, unas pantuflas o unos zapatitos planos? Averigüen por qué razones pueden ser unos buenos recuerdos para boda sencillos.

1. Utilidad: son prácticos

La ventaja de los recuerdos para boda útiles es que pueden usarse en cualquier momento, es una forma de hacer sentir especiales a tus invitados y de trasmitirles que pensaste exclusivamente en tus seres queridos.

Las pantuflas serán el calzado ideal cuando la vanidad y los flashes de las cámaras de fotos ya se hayan puesto a dormir. Los flats permitirán que sus invitadas luzcan hasta los más virtuosos pasos de baile con algo más de sujeción en los pies. Mientras que si la boda es en la orilla del mar, unas sandalias serán el mejor complemento a prueba de arena para los vestidos para fiesta en la playa de sus invitadas.

2. Comodidad: ocupan poco espacio

Ahórrenles a sus damas preferidas tener que cargar desde antes de la ceremonia con su cambio de zapatos. Pueden estar seguros de que la mayoría de mujeres que asista a su boda combinará sus vestidos elegantes de fiesta con zapatillas de tacón. Sin embargo, llegado el momento de bailar, la comodidad será la prioridad número uno.

Puesto que ocupan poco espacio, son un práctico regalo que tus invitadas amarán llevar a otros eventos o para ser usadas en el día a día. Algunos formatos pueden doblarse incluso para caber en los bolsos más diminutos. Sobre todo, asegúrense de tener calzado de diferentes tallas.

3. Precio: son económicos

Este tipo de calzado está lleno de virtudes cuando se convierten en recuerdos para boda: una de ellas es el precio. Como son recuerdos para boda económicos, no necesitarán realizar demasiado gasto. Aunque, como todo, la cotización subirá a mayor personalización de los diseños o mayor calidad de los materiales.

De igual manera, si dispondrán de toda una variedad de estilos y colores o entregarán cada par en bolsitas de tela, también deben considerar cuánto costará todo esto. Para ello, hay proveedores específicos para este tipo de recuerdos cuyas tarifas variarán en función del número de pantuflas, sandalias o zapatos que requieran, así como de los detalles que estas lleven.

4. Son fácilmente personalizables

Sus iniciales, sus nombres, una réplica en dos dimensiones de sus muñecos para pastel de boda, el logotipo de su unión o hasta unos pensamientos de amor cortos pueden formar parte del diseño de los modelos que repartirán.

Pueden plasmar su sello personal para componer recuerdos para boda originales y divertidos. Por ejemplo, inscribiendo el nombre de cada uno de ustedes en una de las sandalias o diseñar un dibujo que solo sea perceptible cuando las dos sandalias “se casan”.

Así como hay toda una variedad de centros de mesa para boda, también hay modelos clásicos para quienes no quieran salirse de la norma. Que se hayan decidido a enviar unas invitaciones de boda elegantes no necesariamente excluye de su boda llena de glamur estos calzados para estar en casa. Buceen en la fotogalería del artículo y chequen cuantas imágenes de recuerdos para boda necesiten hasta encontrar los que mejor se adaptan a la temática, los colores y el concepto de su boda. ¿Brindamos por la creatividad?