El intercambio de anillos en la boda es uno de los instantes más emotivos de las ceremonias nupciales. Es el momento en el que los novios intercambian los más profundos pensamientos de amor y materializan el lazo invisible de unión que durará por siempre. Si muchos de sus invitados se emocionaron al enterarse de la entrega del anillo de compromiso y la felicidad los invadió cuando la invitación de boda llegó a sus manos, esperen a ver sus reacciones cuando se entreguen sus anillos de boda.

Cada vez hay formas más novedosas de entregar los anillos de bodas durante la ceremonia. Así como el emisario puede llevarse momentáneamente el protagonismo, también su presentación debe contribuir a que ese momento sea inolvidable. Recuerden que, desde las flores para boda hasta el banquete que seleccionaron, cada detalle revelará aspectos de su personalidad. Así que no teman imprimirla hasta en los más pequeños detalles.

Cajas o cofres

Aunque las cajas pueden parecer un clásico, se puede optar por diferentes formas y materiales, así como personalizarlas con sus nombres, la fecha de su enlace o alguna frase que defina su historia de amor. Las de madera son versátiles, pero también ideales para bodas rústicas en exterior. En cambio, las metálicas y de cristal lucirán perfectas en bodas más clásicas y elegantes.

El interior puede estar forrado con una tela acolchada, lleno de pétalos o con flores del mismo tipo que el ramo de novia natural, sobre las que se coloquen los anillos. Esta caja servirá también como resguardo para no perderlos en aquellas ocasiones en las que no quieran arriesgarlos. Por ejemplo, si durante la luna de miel practicarán algún deporte de aventura, será mejor que las alianzas permanezcan a salvo.

A tono con la temática de la boda

Tomen elementos de la ambientación de su boda y aprovéchenlos. Por ejemplo, si su boda será en la playa, pueden usar un caracol o una concha y poner dentro sus anillos. Las estrellas de mar son otra opción que puede lucir muy bien no solo para ser recreadas en su pastel de fondant para boda, también acompañando sus alianzas.  

Si son amantes de las artes o su temática será vintage, un libro antiguo, una caja con la pintura desgastada o un bastidor serán perfectos para colocar sus anillos. En cambio, si tendrán una boda campestre, pueden usar una canasta, un tronco adornado o una rodaja de madera para llevarlos hasta el altar. Si la ceremonia será muy tradicional, un bonito cojín puede ser lo que están buscando.

Románticas flores

Las flores siempre son un buen complemento y ofrecerán un lindo marco para sus anillos de matrimonio. Pueden usar el mismo tipo de flor que eligieron para la decoración de toda la boda o aquella que les recuerde el primer ramo de flores que recibieron durante el noviazgo. Esta presentación grita romanticismo y solo hay que asegurar bien los anillos para que no se caigan o se pierdan entre los pétalos.

¿Algo fuera de lo común?

A las parejas más atrevidas les gusta imprimir dramatismo al momento. Por ejemplo, entregar los anillos en un maletín como si se tratara de una misión secreta que tendrá un final feliz es una buena idea que mantendrá en suspenso a todos sus invitados. También pueden hacer alusión a su niño interior y hacer que los portanillos sean pequeños juguetes, ¿a quién no le gustan los novios de Playmobil o Lego?

¿Alguna otra idea para la entrega de sus anillos de boda? En la fotogalería de este artículo encontrarán muchas formas de darle originalidad a su intercambio. Las opciones son variadas, ya sea que elijan las mismas flores que sus arreglos de mesa para boda o algún elemento temático para que lleguen hasta el altar. El momento del intercambio de anillos será inolvidable. Por cierto, no olviden hacerles fotos junto al anillo de compromiso y todo el ajuar nupcial, ¡serán un gran recuerdo!