La tarea de elegir un destino perfecto para su luna de miel no es cosa sencilla y seguro con tanta lista de pendientes y ocupaciones por la boda pueden llegar a sentirse asfixiados con la organización de la luna de miel.  A dónde ir, cuándo hacer el viaje, cuánto nos va a costar, con quién lo reservo, entre otras, son las preguntas más comunes de las parejas en esta situación y para ayudarles con la primera les daremos algunas ideas. 

Como ya están organizando la vida y por ende planean la luna de miel lo más importante a definir es un presupuesto, con esta base podrán empezar a pensar en el destino.

 

 

  • Si cuentan con un presupuesto reducido (unos 10mil pesos por persona o menos) lo mejor es buscar destinos cercanos y nacionales para disfrutar de su luna de miel. Muchas veces los desplazamientos son los que más encarecen el presupuesto. Por eso, si se casan en verano la opción perfecta son las playas de nuestro país que ofrecen gran variedad de servicios e increíbles paisajes.


Por todo el litoral y de ambos lados, el pacífico el golfo de México y el caribe tienen mucho que ofrecer y aunque Cancun encabeza la lista por su belleza, no descarten opciones como Vallarta, Los Cabos, Manzanillo, Mazatlán, Ixtapa, Puerto Escondido o Veracruz. Una buena idea es contratar un paquete todo incluído para evitarse sorpresas con su presupuesto y que puedan disfrutar sin preocuparse de gastos extras.


Si se casan en temporadas no favorables para la playa como la temporada de huracanes (de junio a noviembre) una gran opción son los pueblos mágicos, pueden descubrir rincones hermosos como. Visitas de ciudad, cenas románticas, paseos por callejuelas y hasta servicios de balnearios, masajes en pareja o spa pueden estar en su lista para hacer de ese viaje un verdadero encanto y aquí San Miguel de Allende, Valle de Bravo, Michoacán, Morelos, Guadalajara, Guanajuato, Mérida o San Luis Potosí pueden ser buenas opciones. 

 

 
G.Madrid Photo
 
 
  • Si cuentan con un presupuesto normalito (entre 30 a 50mil pesos por pareja) se abre ante ustedes un amplio abanico de posibilidades. El caribe sigue siendo un gran clásico que no les defraudará. Es un destino ideal para ir en primavera o en la primera mitad del verano.

Pueden elegir un solo país, un combinado de dos países o apostar por un romántico crucero. Sobre todo eviten el mes de septiembre, que suele coincidir con la época de huracanes. Estados Unidos también es una gran opción para ustedes. Si se casan en invierno y buscan huir del frío el estado de Florida es perfecto para con las playas de Miami y Disneyland en Orlando que son solo una pequeña muestra de lo que podrán encontrar. Si la boda es en otoño, Nueva York puede ser un gran destino, no se me ocurre nada más romántico que pasear tomados de la mano por Central Park. Candá o Alaska también entran en su lista de opciones.

 
Saltimex Travel
 
  • Y si son una pareja que cuenta con un gran presupuesto la luna de miel será la gran aventura que les está esperando. Por supuesto que Europa es de las paradas obligadas y llenas de encanto para lunamieleros, destinos del mediterráneo en temporada de verano los harán sentirse soñados, por ejemplo Barcelona, Grecia o Italia. Para cualquier temporada ciudades románticas y cosmopolitas como Londres, Paris, Praga o Roma los harán disfrutar del más maravilloso de sus viajes.


Ya sea que acudan a una agencia de viajes o contraten sus servicios por separado y cotizando por ustedes mismos en internet lo que no deben dejar de hacer es investigar sobre su destino, los tours a realizar, los planes para hacer, preparar un buen equipaje, trámites y toda su energía para el gran viaje. Lugares aún más exóticos y distantes como Tailandia, Camboya o Malvinas pueden hacer de su luna de miel el mejor comienzo de su feliz vida en matrimonio.

 

Saltimex Travel