*Artículo cedido por Bodas.net

Seguro que los han visto en muchos blogs y fotos de bodas, son bonitos, elegantes, alegres y muy decorativos. Tanto si se casan de día como de noche, en interior o exterior, lucen muy bien a modo de guirnaldas por encima de las mesas de los novios, la de dulces o la de recepción para el libro de firmas. También, los pueden colocar a diferentes alturas en el centro de la pista de baile. Se les conoce como pompones de seda por la textura maravillosa y delicada que brindan, pero están hechos con el papel que nosotros conocemos como papel de china. Si te gustan cómo lucen y están pensando en utilizarlos para la decoración de su boda es momento de tomar nota, pues aquí les explicamos paso a paso la realización.

 

Necesitaremos: 

  • Unas tijeras.
  • Hilo.
  • 8 hojas de papel de china o de seda.

 

 

Paso a paso:

  • Apilamos las ocho hojas de papel de seda, una sobre otra, y las colocamos sobre una mesa o superficie lisa.
  • Empezamos a doblarlas, por uno de los extremos más estrechos, en forma de abanico o acordeón. Los pliegues pueden ser de dos o tres dedos de ancho.

 

 

  • Una vez plegado, unimos ambos extremos para encontrar el centro. Tomamos un trozo de hilo y lo atamos alrededor del centro, dejando que cuelgue un buen trozo, pues después nos servirá para colgarlo del techo. En función de la decoración en lugar de hilo podemos usar alambre, cinta de colores, encaje o cualquier otro material que se nos ocurra.

 

 

  • Para que los pompones queden más bonitos recortamos las puntas con forma redondeada o triangular, la que nos guste más.

 

 

  • Ahora toca la fase más delicada, desplegar el pompón. Separamos una a una todas las capas de papel de seda.

 

 

  • Una vez desplegado ya podemos colgarlo usando el trozo de hilo que hemos dejado para eso.

 

 

Consejos:

  • Los pompones de seda son muy delicados; para que no se estropeen deberíais colgarlos enseguida. Si los dejas en el suelo o apoyados en cualquier superficie se aplastarán y perderán su forma. 
  • Si estas pensando en utilizarlos para decorar el lugar de la recepción, llévalos ya preparados pero sin desplegar. Y hazlo con tiempo, pues aunque resultan sencillos de realizar también son muy laboriosos.
  • Puedes hacerlos de diferentes tamaños y combinarlos con los colores de la decoración.
  • Para conseguir un efecto original utiliza hojas de colores diferentes para realizar un pompón. El resultado es muy divertido.